Valor en salud
Valor en salud
Valor en salud
Síguenos en...

Actualidad - Entrevistas

25-02-2015

Entrevista a MIREIA CANAL ARANDA

¿Cuál es su experiencia profesional y cuanto tiempo lleva en la actividad actual?

Hace más de 12 años que trabajo en el ámbito del Laboratorio Clínico. Soy licenciada en Bioquímica, especialista en Análisis Clínicos y máster en Gestión de Centros y Servicios de Salud.

Después de pasar un año en el departamento de investigación bioquímica de la Universidad La Sapienza (Roma), regrese y empecé mi trabajo en el campo de los análisis clínicos. Mi experiencia es de adjunto en laboratorios de análisis clínicos de ámbito público (XHUP e ICS), responsabilizándome también de la calidad, ya sea en la implementación de la Norma ISO 9001:2000 (y posterior ISO 9001:2008) como de su mantenimiento.

En el 2012 me incorporé al Laboratorio de Referencia de Catalunya, que presta servicios a diferentes centros de salud, mayoritariamente hospitales públicos, formando una red de laboratorios que trabajan conjuntamente.

Mi cargo es el de Jefe de Servicio de los Laboratorios de la Corporación de Salud del Maresme y la Selva: el del Hospital San Jaume de Calella que da atención continuada en Urgencias y realiza analíticas de rutina tanto a nivel hospitalario como de Atención Primaria, y el Hospital de Blanes, que es un laboratorio propiamente de Urgencias. Actualmente estamos trabajando en la implementación de los requisitos para obtener la acreditación según la norma ISO 15189, certificación ya conseguida en nuestro laboratorio central.

¿Qué destacaría como lo mejor de su carrera profesional?

Lo que valoro mas positivamente es poder dedicarme a un tema que me apasiona y a la vez me motiva. También destacar que en este momento trabajo con un equipo de profesionales que, pese a las circunstancias que está viviendo el sector sanitario, saben demostrar su profesionalidad por encima de todo.

¿Y lo peor?

El entorno sanitario está viviendo momentos muy difíciles; este hecho requiere replantear un modelo de laboratorio diferente al que estamos habituados, aunque los cambios siempre impliquen esfuerzo y no son un tema fácil, debemos ver la adaptación como una oportunidad.

¿Cómo ve el futuro?

El futuro es un reto constante, los avances tecnológicos nos abren caminos que hasta ahora ni siquiera habíamos planteado, hay muchas innovaciones y debemos aprender a utilizarlas.

En el trabajo presentado hablo sobre la espectrometría de masas aplicada a la identificación de microorganismos, la tecnología MALDI-TOF, que tiene un potencial muy grande en el campo de la microbiología, ya que permite identificar los microorganismos de una forma mucho más rápida que si aplicamos la metodología convencional, sobre todo en aquellos casos en que el crecimiento es lento como ocurre en las micobacterias. Los avances tecnológicos permiten diagnosticar con más seguridad, fiabilidad y rapidez.

Desde un punto de vista de gestión sanitaria, la sostenibilidad de la sanidad pública implica que el laboratorio trabaje para crear alianzas estratégicas y poder llegar a formar plataformas diagnósticas. Esto supondrá una ventaja, pues el laboratorio se puede coordinar con otros servicios de soporte diagnóstico, como radiología y anatomía patológica, para dar un mejor servicio al cliente, ya sea el profesional sanitario o el paciente que va a realizarse las pruebas.

Cómo participante en el monográfico Coste-efectividad de pruebas diagnósticas en el laboratorio clínico, ¿qué opinión le merece este tema y qué destacaría de su artículo en concreto?

En el entorno en que estamos, necesitamos poder aplicar conocimientos de coste-efectividad a la hora de tomar decisiones que afecten al laboratorio; hasta ahora muchas decisiones se basaban solo en los costes.

Se debe ir más allá. El nonográfico de coste-efectividad ha sido muy interesante, me ha permitido acercarme y conocer unas perspectivas de gestión que a partir de ahora tendré siempre presentes. Sobre todo en la implementación de nuevas pruebas diagnósticas en la cartera de servicio, puesto que siempre debe ser necesario un estudio de coste-efectividad previo a la toma de decisiones.

El laboratorio debería estar implicado en la toma de decisiones coste-efectivas para gestionar con eficiencia los recursos sanitarios.

La creación de una plataforma diagnóstica beneficia al paciente y al profesional sanitario.

La tecnología MALDI-TOF abre una puerta muy interesante en el campo de la microbiología.