Valor en salud
Valor en salud
Valor en salud
Síguenos en...

Actualidad - Noticias

Una nueva herramienta para el almacenamiento de imágenes médicas digitales y el intercambio del historial sanitario de los pacientes.

08-05-2013

Juan Calabia, Alberto de Blas, y José Ignacio Echarren

El Dr. Juan Calabia, médico radiólogo vallisoletano, en colaboración con Alberto de Blas, informático y con Jose I. Echarren, especialista en medicina del trabajo, han desarrollado una aplicación para el almacenamiento de imágenes médicas digitales y el intercambio del historial sanitario de los pacientes. Una herramienta, que acaba de ser lanzada al mercado y que, sin duda, conseguirá mejorar el trabajo del personal sanitario y la calidad de vida de los pacientes, así como  un mayor acercamiento en la relación médico-paciente.

Calabia, es médico especialista en Radiodiagnóstico del Hospital Clínico Universitario de Valladolid. Comenzó a trabajar en la aplicación hace más de dos años, cuando surgió la necesidad en su entorno familiar y llegó a la siguiente conclusión; “Si tú no almacenas tus datos, si no tienes tu historia clínica y si tú no eres capaz de ponerla en cualquier sitio del mundo en un momento determinado, tú no eres dueño de tu salud”.  

Fue en ese momento cuando tomó la decisión de crear el primer sistema de distribución de imagen médica, entre pacientes y personal sanitario. "Un sistema en el que tanto pacientes como médicos, pueden pedir segundas opiniones de expertos y que además, permite el almacenamiento de la historia clínica, para que en cualquier idioma y país se pueda traducir", explica el doctor.

En cuestión de segundos, el historial del paciente es subido a la nube, estando disponible y accesible desde cualquier lugar del mundo, con una interfaz de usuario muy amigable y con capacidad de descarga desde cualquier dispositivo y de transformarlo a PDF, DICOM, o cualquier otro formato.

Los datos son propiedad del paciente, por lo tanto, es él quien invita a quien quiere que los visite. Utilizan algoritmos de cifrado fuerte recomendados por el departamento de comercio de EEUU para este tipo de aplicaciones seguras, "Cumplimos toda la normativa de protección de datos y SSL. Todo está perfectamente encriptado. Nuestro principal fuerte es la seguridad. Existe el mismo nivel de protección que en cualquier transacción bancaria, o acceso telemático a Hacienda. El paciente tendrá siempre la certeza de que su información, está totalmente protegida y el médico sabe que los datos que ha facilitado a otro médico no han salido de la nube", explica el informático Alberto de Blas.

Calabia y su equipo han puesto la aplicación a disposición de diferentes proyectos de investigación, en colaboración con el Colegio de Médicos de Valladolid, de manera totalmente altruista.    

El equipo MedNimbus hasta ahora ha desplegado la aplicación en 33 centros a nivel nacional en fase de pruebas, con datos de 7.000 pacientes (700 Gb), sin ningún tipo de informe de error hasta el momento. Acaban de finalizar todas las gestiones relacionadas con la protección de datos (LOPD) y ya pueden ponerse a comercializar la herramienta. Para ello, han creado su propia empresa, con el nombre de  SIMA, S.L. (Sistemas de Imagen Médica Avanzada).

La pretensión del grupo de trabajo es que los pacientes puedan disfrutar de MedNimbus por un coste casi simbólico. "Quiero que la gente que realmente tenga la necesidad de esta herramienta, pueda utilizarla por un precio similar al de un café. El coste oscilará entre los 10 y 15 euros al año por el servicio. Nosotros no le sacamos una gran rentabilidad, pero si un gran beneficio social, que es mucho más importante. Es un orgullo ver tu herramienta en manos de gente que realmente la necesita. Al fin y al cabo, todos somos pacientes en potencia", explica Calabia.