Valor en salud
Valor en salud
Valor en salud
Síguenos en...

Actualidad - Noticias

El Servicio de Neurocirugía del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín incorpora la innovadora navegación electromagnética

06-11-2013

Este sistema de cirugía guiada mínimamente invasiva – que funciona de forma similar a un GPS- permite realizar cirugías de forma menos invasiva y más segura, reduciendo el tiempo de procedimiento



El Servicio de Neurocirugía del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín –adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias- ha incorporado una nueva tecnología de navegación en el tratamiento del paciente. Se trata de un sistema de navegación electromagnético que posibilita al neurocirujano una mayor precisión y permite por tanto realizar cirugías de forma menos invasiva y más segura, reduciendo el tiempo de procedimiento.

Para el jefe del Servicio de Neurocirugía del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, Jesús Morera, “la tecnología electromagnética para neuronavegación supone una gran mejora para muchos procedimientos como cirugía endoscópica o resecciones tumorales complejas”.

 El sistema de navegación electromagnético AxiEM de Medtronic- que es el principal proveedor mundial de sistemas de cirugía guiada mínimamente invasiva y soluciones de imagen intraoperatoria- funciona de forma similar a un GPS. El instrumento quirúrgico navegable sería el vehículo: el cirujano puede tener información en todo momento de la posición exacta de dicho instrumento en la anatomía del paciente. El sistema de navegación serían los satélites que detectan la posición de los instrumentos en el campo quirúrgico. Y por último, las imágenes radiológicas del paciente serían el mapa con el que el cirujano se va a guiar para llegar hasta el objetivo de la cirugía y que puede visualizar en todo momento en la pantalla del navegador.

La tecnología AxiEM, recientemente incorporada en el Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín, complementa y ofrece una serie de ventajas frente a la tecnología tradicional óptica (basada en el seguimiento de los instrumentos quirúrgicos mediante cámaras de infrarrojos), con la que ya contaba el Servicio de Neurocirugía desde hace 10 años.

Este nuevo sistema de navegación mejora la comodidad del paciente, puesto que no es estrictamente necesario fijar la cabeza del mismo a un sistema de sujeción. Con la tecnología electromagnética, la referencia del paciente se encuentra en un pequeño adhesivo que puede pegarse directamente a la piel del paciente.

Además, la tecnología electromagnética posibilita que se pueda trabajar con instrumentos navegables flexibles, gracias a unas diminutas bobinas situadas en la punta del instrumento. Esto supone una gran ventaja puesto que permite al cirujano confirmar con máxima precisión la posición exacta del instrumento respecto a la anatomía del paciente. Esta seguridad permitirá realizar cirugías de forma menos invasiva y más segura, reduciendo el tiempo de procedimiento.